Este es el lugar y este el tiempo desde los que escribo, un lugar en el que no hay gravedad que pegue los pies al suelo, en el que los sueños son posibles y solo el amor y la amistad importan. Aqui no caben la conveniencia ni el interés, aqui podemos, todos, ser felices.

Poneos cómodos, estáis en casa.

jueves, 30 de abril de 2009

Raices

Se hunden mis raices
en un suelo
del que únicamente sé
que hoy
no han regado,
se hunden
y no puedo
arrancarles sus verdades,
se hunden
y alimentan cada rama,
cada hoja que pugna
y que revienta
verde
nueva
cada hoja enamorada
que solo sabe sorber la savia y transformarla
la vida que regalan las raices
hundidas en el suelo
amarradas
al origen y al fin
polvo
gusanos
fertil sustancia
cimiento irrenunciable
raices que aprendieron y recuerdan
raices que me atan a sus brazos.

No hay comentarios: