Este es el lugar y este el tiempo desde los que escribo, un lugar en el que no hay gravedad que pegue los pies al suelo, en el que los sueños son posibles y solo el amor y la amistad importan. Aqui no caben la conveniencia ni el interés, aqui podemos, todos, ser felices.

Poneos cómodos, estáis en casa.

martes, 15 de julio de 2008

Amigo mono, lo tuyo es contagioso.

La aguja
de la acupuntura
está
en el lugar
equivocado...

alguien
me dijo
cuál era
el punto
del olvido
pero
mi cuerpo
no coincide
con esos
mapas
chinos
y el recuerdo
no remite

a cambio
me paso el día
comiendo
cacahuetes
y creo
que mi coxis
está mutando
a cola prensil,
útil,
es innegable,
pero extraña,
sobre todo
si llevo
minifalda

¿te gusta,
amigo mono?

No hay comentarios: