Este es el lugar y este el tiempo desde los que escribo, un lugar en el que no hay gravedad que pegue los pies al suelo, en el que los sueños son posibles y solo el amor y la amistad importan. Aqui no caben la conveniencia ni el interés, aqui podemos, todos, ser felices.

Poneos cómodos, estáis en casa.

jueves, 12 de junio de 2008

La prueba del 9

No hay
en mis cálculos
lugar
para el error,
aunque quizá
el acierto
sea
más
doloroso...

amor
correcto,
momento
equivocado...

el desenlace
después
de la publicidad.

2 comentarios:

Jose dijo...

... sería peor un amor equivocado en un momento correcto...
besos de colores pa que dejes el blanco y negro

Mayte Sánchez Sempere dijo...

Eso también lo tuve... digo yo que algún día acertaré. Prefiero pensar que el momento aún no ha llegado, si pienso que pasó se me van los colores de la vida.

Un beso