Este es el lugar y este el tiempo desde los que escribo, un lugar en el que no hay gravedad que pegue los pies al suelo, en el que los sueños son posibles y solo el amor y la amistad importan. Aqui no caben la conveniencia ni el interés, aqui podemos, todos, ser felices.

Poneos cómodos, estáis en casa.

viernes, 13 de junio de 2008

Inundación

Para Antonio,
felicidades
y gracias.

No le des
más
vueltas
ni llames
a otro
fontanero,
todos
te dirán
lo mismo...

... no hay
ninguna
fuga,
esas goteras
son solo
lágrimas
condensadas
y eso
no lo cubre
ningún
seguro.

No hay comentarios: