Este es el lugar y este el tiempo desde los que escribo, un lugar en el que no hay gravedad que pegue los pies al suelo, en el que los sueños son posibles y solo el amor y la amistad importan. Aqui no caben la conveniencia ni el interés, aqui podemos, todos, ser felices.

Poneos cómodos, estáis en casa.

lunes, 26 de mayo de 2008

Hoy no quiero ser poeta

Permiteme que hoy
sea poema,
solo una vez
cambiemos
los papeles...

escríbeme,
dibuja
con tu pluma
la curva
imposible
de mi espalda
y con rima
(o sin ella)
extraña
mi mirada,

añora
en tus renglones
mi latido,
reniega
de mi ausencia,
llorame
en verso
y vísteme
de métrica
o de nada,

mejor,
desnudame
de ciegas
realidades
y entinta
mis rincones
más ocultos
con dulce
saliva de metáforas,

rodea
mi cintura
de palabras,
abísmate
en cavernas
lujuriosas

y hazme mujer,
por hoy,
hazme poema.

2 comentarios:

Caste dijo...

En estos días prefiero
no cambiar los papeles
y mejor no ser poema
pero ... tampoco poeta,
primero
saber quién soy
luego vendrá el resto

menos mal que vine aquí
y estoy de vacaciones

me cuidan bien
en esta isla

des-conexión


un regalo:
(no por el video, si no por la letra)

http://www.youtube.com/watch?v=IhPsC6o9Ic4

un abrazo

tu isla es perfecta

ah...otro día si que probaré a ser poema...

Mayte Sánchez Sempere dijo...

Me gusta oler a jazmín, de hecho compro una colonia con su aroma en frasco de litro...

Solo me falta que me canten eso de "mi niña huele a jazmín" para ser la más feliz de este planeta (eso sin exagerar).

Me alegra que estés a gusto... relájate y encuéntrate contigo mismo. Y sonríe, tu alegría es tuya y nadie puede llevársela... a mi me ha costado descubrirlo, pero ahora que lo sé nada podrá nunca arrebatarme la sonrisa.

Un beso y una gran sonrisa contagiosa